ROPA DE DORMIR ADRIANA ARANGO, comprometida con el medio ambiente

En Adriana Arango asumimos una nueva tarea de responsabilidad social en el uso de empaques para nuestras prendas, pero ¿De qué se trata esta iniciativa?

Este comunicado tiene el objetivo de presentar y aclarar los puntos más relevantes a consideración sobre la Resolución No. 0668, por la cual se reglamenta el uso racional de bolsas plásticas y se adoptan otras disposiciones. 

Desde el pasado 1 de julio comenzó a regir el impuesto al uso de bolsas plásticas en el país, con el fin de desestimular su uso y reducir los impactos ambientales relacionados con los residuos generados por las mismas cuando dejan de usarse.

De acuerdo con la Ley 1819 de 2016, los establecimientos comerciales que a partir del 1 de julio entreguen bolsas, cuya finalidad sea cargar o llevar productos vendidos a sus clientes, deberán cobrar un impuesto por cada bolsa. El impuesto se le cobrará a las personas que reciban bolsas plásticas para transportar sus compras en establecimientos comerciales, incluyendo domicilios y se recaudará al momento de la compra y deberá estar discriminado en la factura.

¿Lo paga el consumidor o el dueño del comercio que vende la bolsa?

Quien paga el impuesto es la persona que opte por recibir bolsas plásticas (consumidor) cuya finalidad sea cargar o llevar los productos adquiridos en establecimientos (incluyendo domicilios). El impuesto es recaudado por los establecimientos, es decir almacenes de grandes superficies, esto no aplica para tiendas de barrio, ni pequeños comerciantes.

¿Por qué se determinó este impuesto?

Se determinó en el Congreso a través de la reforma tributaria. Uno de los factores para el impuesto es desestimular el uso de la bolsa debido a que su vida útil es de alrededor de 12 minutos, pero el tiempo que demora en degradarse puede ser hasta de 300 años. La bolsa plástica permanece mucho tiempo en el ambiente y es de corta vida.

Según el ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, ya “hemos visto en el último año un cambio en el hábito de consumo con campañas como Reembólsale al Planeta (impulsada por el Ministerio de Ambiente), que sin duda tienen un impacto positivo a la hora de disminuir los impactos ambientales de residuos como el plástico”.

Es obligación de Adriana Arango como comercio realizar los siguientes cambios en nuestro material de empaque, orientando al consumidor sobre el buen uso de estos:

Bolsas de empaque producto

Históricamente todos los productos Adriana Arango, venían siendo empacados en bolsas de vinilo hasta finales del año 2016, donde empezamos a implementar un cambio de forma paulatina en la presentación de dicho empaque en aras de reducir el impacto contaminante de dicho material; por tal razón nuestros productos seguirán siendo empacados en bolsas reciclables que por sus características, son fabricadas con materiales que pueden separarse de la corriente de residuos, recolectarse, procesarse y reincorporarse como materias primas o productos.

Todos nuestros productos seguirán siendo entregados en este empaque con el fin de conservar su apariencia y cuidado sin que esto incurra en ningún costo adicional.

Bolsas de carga de producto

En Adriana Arango, ofrecemos a nuestros clientes la opción de llevar sus productos en nuestras bolsas plásticas, es por esto que atendiendo a la nueva ley ya mencionada estamos en obligación de cobrar este material hasta que agotemos el inventario actual, los precios que entrarán en vigencia son los siguientes:

Bolsa plástica Pequeña $50 Valor unitario / Bolsa plástica grande $100 Valor unitario

No obstante, nuestra compañía hace extensiva la invitación a nuestros clientes de hacer uso responsable de este material, solicitándolo sólo si es necesario; de esta forma estas contribuyendo al cuidado del planeta y haciendo un uso consciente de este.

Así mismo queremos informarte que estamos desarrollando un nuevo empaque que estará disponible a la venta próximamente; elaborado en tejidos naturales resistentes que garantizan durabilidad a largo plazo y son 100% amigables con el planeta. Con nuestro compromiso y cultura empresarial queremos llegar a cada una de las personas que consumen nuestro producto, para que aprendamos juntos buenas practicas ambientales y 100% Ecológicas según la norma 3R´s: Reciclar, Reducir y Reusar.

¿Nos ayudas tu también?